A.T.S.A: El gremio de la sanidad no goza de buena salud

A.T.S.A: El gremio de la sanidad no goza de buena salud

Un trabajador de ATSA denunció que en el gremio están sucediendo graves irregularidades. Además se mostró indignado con la conducción que lleva adelante Zulema Marrone. “Sus cuatro hijos cobran sueldos del gremio o de la obra social a pesar que tienen otros trabajos en la función pública” disparó.


 Los gremialistas vienen siendo noticia a nivel nacional por diferentes hechos relacionados a la corrupción y manejos poco claros del dinero de los trabajadores. San Francisco parece no estar ajeno a este vendaval de denuncias de acuerdo a la declaración prestada a este medio por un afiliado a ATSA (Asociación de trabajadores de la Sanidad Argentina) cuyo gremio es conducido por Zulema Marrone.

El trabajador, papeles en manos, recibos y algunas otras pruebas, se presentó ante EL TIEMPO pidiendo garantía de anonimato por temor a represalias, mientras con su abogado analizan cual será la estrategia para presentarse ante la justicia a denunciar lo que ellos consideran “graves irregularidades e incompatibilidad de algunas funciones” sin que ello signifique perder su trabajo o sufrir presiones diarias hacía él o su familia. 

“No es normal que tenga que ser yo el que denuncie todo esto, parece que nadie controla nada y terminamos siendo los propios trabajadores los  que tenemos que poner la cara a pesar que no tenemos el apoyo de nadie” comienza el dialogo con esta persona abrumado por lo que fue descubriendo en poco tiempo.

“Son muchas cosas las que me llevaron a tomar esta decisión, pero especialmente porque el gremio que debería defender a los trabajadores se convirtió en un empresa familiar dedicada a obtener dinero de cualquier manera. Mientras ellos llevan un gran nivel de vida, nosotros como mucha suerte subsistimos” graficó.

 

Una cuestión familiar

“Ellos se adueñaron del gremio. Todos los hermanos Marrone cobran un sueldo de la mutual o del gremio, a pesar que tienen trabajos en la función pública en idénticos horarios, algo que no se entiende. La hija mayor trabaja en la municipalidad y también tiene un sueldo de la obra social que agrupa a los trabajadores de ATSA. El segundo hijo trabaja en el Departamento de Trabajo y también tiene un sueldo de la obra social. El tercer hijo tiene un cargo en la Casa de Córdoba del cual cobra un sueldo y también trabaja en la obra social. El hijo menor tiene un puesto  también en la casa de Córdoba y cobra un sueldo del gremio. Todos ellos tienen dos sueldos: uno en la función pública y otro en el gremio o sindicato. Está claro que en alguno no están cumpliendo” explicó.

“Zulema (Marrone) actualmente tienen sueldo con Secretaria General del Gremio, como administradora de la obra social y también percibe un salario por formar parte de la comisión directiva a nivel nacional de ATSA, sumando así tres haberes”.

“Pero como si esto fuera poco, una nuera también trabaja en el sindicato y una nieta en la obra social, completando el círculo familiar” se lamentó.

 

Multas dudosas

“Están pasando cosas raras desde hace un tiempo. Multan desde el gremio a los geriátricos por no cumplir con la normativa vigente o por no tener a los trabajadores registrados, cuando ellos no pueden cobrar multas. Yo tengo el testimonio y el recibo de uno de los geriátricos multados, el cual pagó en efectivo la misma en el gremio, cosa que no se puede. No están facultados para hacerlo. Esto no da la pauta de una grave irregularidad, y de acuerdo a lo que sé, serían varios los geriátricos que sufren esta extorsión o coima encubierta luego en una inspección” denunció.

“Para que la gente entienda: ellos inspeccionan y cuando encuentran una irregularidad le aplican una sanción que es una multa.   Los sancionados abonan dicha multa en el gremio, convirtiéndose en algo ilegal, dado que el gremio no puede sancionar y muchos menos cobrar multas. Esas sanciones o multas deberían ser impartidas desde los organismos nacionales que se encargan de este tema. El gremio puede inspeccionar a las empresas y luego informar las irregularidades, nunca cobrar multas” se explayó.

“Estamos viendo de qué manera llevamos todo esto a la justicia con mi abogado, quiero analizar bien como plantearlo porque tengo miedo de perder el trabajo y sufrir presiones, por eso empezamos contando una parte de lo que tenemos en los medios. No es fácil para mí que no tengo poder ni dinero, pero no puedo quedarme callado al ver lo que está pasando” analizó.

 

Problemas en la C.G.T

A comienzo del año 2017 Zulema Marrone renunció al cargo de cosecretaria general en su momento adujo "razones personales" como motivo para dejar la conducción de la C.G.T. que compartía Coria y Ferrao. En ese año tiempo después se realizo una asamblea extraordinaria en donde le pidieron a Marrone que de  conocer el destino de fondos que le había dado el municipio de San Francisco para refacciones del local de la sede. Hasta el momento y según varios dirigentes de distintos gremios q forman parte de la C.G.T. nunca se dió a conocer donde se encuentran esos fondos ya que las refacciones en la sede nunca se hicieron. Debido a ello una segunda partida de dnero nunca se efectivizó por parte del municipio hasta que no se aclare el destino de los fondos.

 

El juicio que nunca fue

“Otro tema que nadie hable es que uno de los hijos de Zulema, Enrique Marrone, está imputado y esperando un juicio por robar chatarra del Relleno Sanitario Municipal de San Francisco. Hace un año y medio que se suspendió y hasta ahora no hay fecha para el mismo. Los rumores son que están esperando que todo prescriba y eso también me preocupa, dado que sí nadie se anima a juzgar este chico por una causa menor, que van a hacer con la denuncia mía” se preguntó.

El denunciante hace referencia al juicio oral y público que debía comenzar el lunes 9 de mayo del 2016 al ex encargado del Relleno Sanitario Municipal, Enrique Marrone, que fue suspendido por problemas de salud del acusado. Ya pasaron 20 meses desde el fallido inicio del juicio y 6 años de la denuncia del supuesto hecho de corrupción. Por ahora nadie sabe cuándo serán las audiencias.

El entrevistado asegura que las irregularidades se vienen repitiendo en ATSA y que la familia Marrone se “cree impune” por eso “no es fácil enfrentarse a ellos, pero algún día esto se tiene que terminar” finalizó.

 

Subir